Baldios de Beas

Localización: Beas. Noroeste del término municipal, junto a la ribera del río Odiel. Accesos por Venta Eligio y Fuente de la Corcha.

Tipología: Dehesa, Bosque de Ribera y repoblaciones de eucaliptos. Lugar de interés etnológico, ligado a la cultura del agua.

Protección: Carece de protección.

 

Se trata de un gran espacio de unas 2.000 hectáreas, la mayoría de ellas de propiedad municipal. Son los últimos reductos de los grandes baldíos que el municipio tuvo hasta 1855.

 

Este es un paisaje de una abrupta belleza, tal vez las últimas tierras “vírgenes” del término municipal, en las que predomina el monte bajo, poblado de jaras, brezos, madroños o lentisco, que se extiende por parajes como La Balsita, Las Meras o el Cabezo del Membrillo, salpicados de repoblaciones de pinos y eucaliptos, así como repoblaciones encinas y alcornoques.

 

Algunos tramos de estos parajes conservan restos de bosques de galería que dan cobijo a la fauna que los utiliza como lugares de cría y alimentación. Entre esos arroyos destacan el de La Casca y El Pajarrón.

 

Entre la rica fauna destaca la perdiz, el zorro, el conejo, el gato montés, la gineta, el águila imperial, el ciervo o el jabalí.

Informe Situacion

Informe de situación de montes Baldios de Beas

  

Últimas Noticias